Neuromarketing, una herramienta esencial para aumentar ventas

231

Por Marcelino Acevedo Salas – MBA.EDP University, Recinto de San Sebastián

Afortunadamente, muchos empresarios cuentan hoy en día con la ayuda de la ciencia para desarrollar su actividad y afianzarse en un mercado cada vez más competitivo.

Herramientas como el neuromarketing puede aportarles toda la información que necesitan para aumentar ventas de forma considerable. Sobre todo, gracias al análisis de las reacciones del consumidor y la obtención de información relevante para orientar los productos y servicios futuros.

“Cuando le muestras al cerebro que es lo que quiere, en vez de lo que la persona pide, las ventas subirán.” Jurgen Klaric

Este es uno de los muchos ejemplos de éxito que puedes encontrar en la red sobre este tema. Y es que no podemos negar que la neurociencia esté de moda, aunque todavía no se emplea al 100%.

No obstante, puedo asegurar que la inversión en marketing a nivel mundial es brutal debido a la preocupación por atraer al consumidor. Y en mi opinión, esta nueva disciplina tiene mucho que aportarles. Si pones un poco de atención a tu alrededor, te darás cuenta de que el neuromarketing vive su época dorada. Un ejemplo sencillo, podemos observar como Marvel y Netflix, empiezan a adaptar las series según el gusto de los propios espectadores.

Como se utiliza el neuromarketing actualmente para aumentar ventas

El principal objetivo del neuromarketing sigue siendo el comportamiento del consumidor. Para ello, almacena información relevante de todos los procesos mentales que el cerebro recoge mediante la percepción visual, auditiva o táctil. Si se captan los momentos más álgidos de emociones y motivaciones, podremos responder a muchas preguntas sobre un producto o servicio…De esa forma se puede mejorar el diseño, el precio, el branding, los canales de venta…etc. Pero… ¿Cómo se aplica hoy en día?

La aplicación del neuromarketing es amplia y variada incluso se usa de la forma más sencilla que puedas imaginar. Hace poco leí que muchos supermercados suelen torcer las ruedas a propósito para que el carrito guie al usuario hacia una determinada zona.

También esta ciencia se aplica directamente en los anuncios empleando distintas estrategias que tienen presente nuestras reacciones. Por ejemplo, para muchas empresas es imprescindible conocer la parte del anuncio que más llama la atención al usuario. De hecho, ya existen programas en el ciberespacio que pueden hacer mapas de calor de los puntos de la web donde más se detiene cada visitante.

Según los expertos el canal web, es el mejor medio en la actualidad para aplicar el neuromarketing como estrategia de ventas. No soy el único que piensa que la neurociencia cada vez asume más sentido si se emplea en los negocios online.

Los interfaces y navegadores se desarrollan cada vez de forma más intuitiva porque se sabe que esto ayuda a aumentar ventas. De igual forma, se tienen en cuenta muchos aspectos a la hora de realizar el diseño de la web. Siendo también algo determinante para que el usuario pase más tiempo en la web y acabe realizando la compra.

Sin duda, en este medio que puede ofrecerle muchas posibilidades de desarrollo al neuromarketing. Ya que al ser una forma de consumo mucho más íntima que la tradicional, realmente se puede llegar a conectar con el subconsciente del individuo. Obteniendo mejores resultados, gracias a la aplicación de herramientas más sofisticadas.

Personal “Branding”

Aunque pueda parecer una apreciación simplista, la respuesta a todos los interrogantes de como en los últimos años esta figura ha ido ganando peso, la debemos buscar en el desarrollo de las nuevas tecnologías, las redes sociales y el management, en general. Sobre todo, porque esto ha hecho que las personas que trabajan en una determinada organización o empresa, hayan ganado más relevancia y que la marca personal de cada trabajador influya de forma decisiva.

Realmente, lo que ha sucedido, es que la marca personal o personal branding, se vea como un sello que de alguna forma se proyecta en los clientes que asocian a estos profesionales con la imagen de la empresa que le está ofreciendo un determinado servicio. Luego, no cabe duda, que la tendencia en la mayoría de las compañías, teniendo presente el éxito del personal branding, sea seguir desarrollando herramientas que la fortalezcan aún más.

Al hilo de esto debemos comentar que según los expertos en mercadeo y en “branding” personal, existen condicionamientos a tener en cuenta a la hora de desarrollar de cara al futuro de esta nueva figura empresarial teniendo presente la enorme competitividad que existe en la actualidad, en todos los sectores empresariales y a todos los niveles.

El desarrollo de nuevos consumidores. Aunque ya somos testigos directo de ello, se sabe que en los próximos años van a ir surgiendo nuevos mercados que son producto directamente de nuevas economías emergentes que además de impulsar el crecimiento del consumo mundial, nos traerá nuevos y distintos tipos de consumidores. Concretamente se prevé que India y China sean dos de los territorios que más servicios y productos demanden.

A esto hay que añadir que dentro de las economías ya desarrolladas aparecen también nuevos tipos de consumidores gracias a la inmigración o a las personas mayores que también están cambiando sus hábitos de consumo. La mayoría de las empresas o personal branding ignoran las posibilidades que pueden surgir de estos nuevos consumidores cuyo nivel de vida va en aumento.

El resultado es nuevos flujos de capital. Se advierte, en los últimos años, un cambio en el mercado. El capital de las economías emergentes ha creado una economía mundial mucho más líquida que hace unos años y que además ha hecho posible que el mercado salga de su estancamiento.

No obstante, todo esto, aunque sea muy positivo, hace también que exista un mercado cada vez más competitivo donde la lucha se encuentra en desarrollar lo máximo posible el talento y es ahí donde adquiere importancia el branding personal. De hecho, muchos expertos ya llaman a esta etapa, etapa de capitalismo creativo donde es necesario una determinada preponderancia del individualismo como casi último recurso para la creación de riqueza empresarial. Donde la relaciones entre internauta a internauta va a tener mucho peso en la forma de ofrecer servicios, productos y desarrollar marketing en las multinacionales.

Es decir, si en el pasado el protagonismo de la economía lo tenían las empresas, en este futuro próximo, se le entrega el testigo de la responsabilidad al “branding” personal.

El Futuro Del Neuromarketing

El Neuromarketing apareció como el gran sueño del marketing ya que planteaba la posibilidad de tener a mano una fuente unificada de datos importantes para aplicar directamente en las campañas publicitarias. ¡Esto era la panacea! Pero como todo cuando algo se empieza a explotar y cae en manos no gratas empieza a decaer la calidad.

También llegado a este punto quizás te hayas preguntado ¿Cuánto puede durar este éxito?, o lo que es lo mismo, ¿Qué futuro le espera al Neuromarketing? Podemos afirmar que en términos generales, el neuromarketing parece ser la promesa del futuro del marketing, capaz de encontrar nuevos y mejores métodos para satisfacer las necesidades de los consumidores pero por otro lado también hay que pensar que por naturaleza el ser humano termina cansándose de todo. Por otro lado, hay quien afirma que la tendencia del Neuromarketing está en alza y que esto no ha hecho más que comenzar.

Sin duda tampoco podemos negar que existe un gran interés por encontrar nuevos métodos para suprimir los errores presentes de esta nueva ciencia. Para los más escépticos debemos también mencionar que hoy en día también existen gran cantidad de ciencias bien consolidadas que no todas brillan por su exactitud. Por ejemplo, las matemáticas, econometría, economía, psicología o meteorología, que sin embargo son tomadas en serio.

Como hemos mencionado antes el futuro del neuromarketing puede ser brillante si sigue la línea adecuada. Es decir, si se presenta como un método eficaz y viable alejado de la charlatanería, además de no olvidar su objetivo inicial y positivo que no es más que poner al marketing al servicio del consumidor. Muchos aseguran que este sería el camino a seguir que le daría buena reputación y futuro a esta nueva ciencia, aunque no podemos negar que hay mucho trabajo por hacer.

Otra de las preguntas que muchas veces carece de una respuesta exacta pero que es frecuentemente formulada debido a los intereses empresariales es la cantidad exacta de venta que una campaña de neuromarketing pueda ofrecer.

Al hilo de lo expuesto me gustaría comentar brevemente, una de las grandes novedades que me encontrado en este campo es llamado método de nerumarketing llamado “Big Data”. Mediante este método se trata de conseguir un método para poder medir los posibles resultados que se van a conseguir mediante una serie de patrones. En cierta forma es una manera de adivinar con certeza los resultados que se van a obtener.

Lo que no cabe duda es que el Neuromarketing está luchando para hacerse un hueco en el futuro de las empresas. La tarea principal que tiene por delante esta ciencia es entrar nuevas técnicas y recursos publicitarios que sirvan de base para la promoción de productos y servicios adaptados a las necesidades de las distintas empresas y del consumidor. Para ello tendrá que encontrar caminos de reconciliación con la ética y moral al mismo tiempo que buscar la mayor eficacia en los test que se realicen.

Alejarse de esta problemática y no enfrentarse sus más fervientes detractores podría fácilmente hacer sucumbir a esta nueva ciencia. Se tiene que luchar para demostrar que el Neurmarketing es una ciencia eficaz y no invasiva como piensan aquellos que la cofunden o mezclan con el famoso arte de promoción subliminal tan criticado.

El principal dilema moral plantea que esta ciencia trata de jugar con las emociones personales del individuo, aunque realmente no es así. Por ello en mi opinión este punto es muy importante para los profesionales del marketing o los que un futuro quiere coger las riendas. En efecto, no se debería quitar ojo sobre este polémico debate, en vista a buscar soluciones que pueda reconciliar todas las partes.

Para que el Neuromarketing encuentre las vías propicias para su correcta evolución debe ser consciente tanto de sus fallos como de los aciertos. Por otro lado, es fundamental ir de la mano de los avances que pueda aportar la nueva tecnología.

Comentarios